Viesgo reduce un 53% la huella de carbono de su negocio de distribución durante el último año

  • La compañía basa su estrategia de desarrollo sostenible en tres ejes: transición energética, resiliencia frente al cambio climático y reto demográfico.
  • La compañía acaba de publicar su Memoria de Sostenibilidad, correspondiente al 2019 y que acredita sus avances en aras de su transformación responsable.

En línea con su compromiso con la sostenibilidad y con la reducción de emisiones, Viesgo logró reducir un 53% la huella de carbono de su negocio de distribución durante el pasado año.

Este es uno de los datos que recoge la Memoria de Sostenibilidad de la compañía: un documento que acredita los buenos resultados de la integración de la sostenibilidad en su actividad corriente y la contribución de Viesgo a la transición energética de nuestro país y a la lucha contra el cambio climático mediante la apuesta por las energías renovables y la modernización de infraestructuras.

El desarrollo sostenible forma parte, junto a la innovación, del ADN de Viesgo, y para alcanzarlo la compañía trabaja en tres ejes: transición energética, en el que se encuadra la reducción de su huella de carbono el pasado año y su objetivo de ser una compañía 100% descarbonizada; resiliencia frente al cambio climático, dando prioridad a inversiones que mejoren la respuesta de nuestra red contra los eventos climáticos extremos; y reto demográfico, un desafío al que ha empezado a contribuir mediante un proyecto piloto de almacenamiento energético en la pequeña localidad cántabra de San Vicente del Monte.

Para Miguel Antoñanzas, presidente y CEO de Viesgo, «nuestra compañía tiene un compromiso prioritario con la sostenibilidad y con la generación de un impacto positvo tanto en las personas como en el medio ambiente. Por eso invertimos para mejorar la calidad de suministro en zonas vulnerables, cumplimos con los objetivos marcados por el PNIEC y mejoramos continuamente nuestra resiliencia ante los eventos climáticos extremos. Y por eso elaboramos también esta memoria: una herramienta indispensable para seguir midiendo y mejorando nuestro desempeño en materia de sostenibilidad».

El informe de sostenibilidad de Viesgo, elaborado según el estándar internacional de la Global Reporting Initiative (GRI) y en el que han participado todas las áreas de la compañía, recoge los principales ejes de la actuación responsable de Viesgo en cuatro parámetros: descarbonización, electrificación de la economía, transformación digital y rol activo del consumidor/cliente.

La memoria recoge los impactos ESG (es decir, ambientales, sociales y de buen gobierno) generados por la actividad de Viesgo y su gestión, e incluye además información sobre los planes puestos en marcha por la compañía para contribuir a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas en el marco de su Agenda 2030.

El documento es además una herramienta indispensable para aumentar la transparencia de Viesgo hacia sus grupos de interés y para seguir mejorando su desempeño en el ranking GRESB, centrado en evaluar el desempeño ESG de las empresas. Viesgo ya registró unos magníficos resultados en esa clasificación en 2018, en que ocupó los puestos cuarto y quinto entre 236 compañías de infraestructuras de toda Europa y en que se situó entre las 12 más sostenibles del mundo.

Puedes acceder al informe completo en el siguiente link.

Antoñanzas reclama un plan de inversiones en resiliencia en redes frente al cambio climático

  • En el curso se destacó la resiliencia y robustez del sector energético durante la pandemia y las nuevas oportunidades que esta conlleva para reforzar procesos
  • Viesgo y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo reunieron a representantes institucionales y empresariales en torno al papel del sector energético ante la crisis del COVID-19

Bajo el título «El Sector Energético ante la crisis del COVID-19. Hacia la sostenibilidad y la transición energética», Viesgo ha organizado el día 2 de septiembre un curso de verano en el marco de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander que ha girado en torno a los principales retos que se le presentan a la industria energética nacional y europea en los próximos años.

Sesión de apertura

Durante la jornada inaugural, todos los ponentes coincidieron en destacar el peso y robustez que ha demostrado el sector energético nacional en tiempos de incertidumbre. El presidente de Viesgo, Miguel Antoñanzas, explicó que la industria energética está llamada a convertirse en una de las claves fundamentales de una Europa más competitiva, más justa y sostenible, si bien, considera todavía imprescindible un esfuerzo extra por parte de la Administración para poner en marcha un plan de inversión en redes de distribución eléctrica que apoye las necesidades de la economía local y ayude a hacer frente al gran reto del cambio climático.

A juicio de Antoñanzas, las empresas energéticas en España están jugando ya un papel muy relevante para contribuir a la reactivación económica del país, articulando su estrategia sobre tres ejes fundamentales: la transición energética, la resiliencia frente al cambio climático y el reto demográfico.

La Secretaria de Estado de Energía, Sara Aagesen, alabó por su parte el excelente trabajo desempeñado por el sector durante los tiempos duros de la pandemia, mostrando su satisfacción con la fuerza de todos los vectores de la industria energética capaz de garantizar un servicio tan esencial. Llevamos trabajando mucho tiempo en un marco normativo estable, que ha sido reconocido por la sociedad española y también en Europa como esencial para la reactivación económica, aseguró.

A la jornada de inicio del curso también asistió el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, que en línea con el resto de ponentes, destacó el valor que tiene para los ciudadanos un sector tan estratégico como el energético que, en su opinión, ha salido muy reforzado del impacto de la pandemia.

Para cerrar la primera sesión de bienvenida, el consejero de la CNMC, Mariano Bacigalupo, puso énfasis en el aspecto regulatorio, recordando que con el inicio del curso parlamentario se volverá a activar el proyecto de ley de transición energética con la introducción de un nuevo régimen retributivo del sector eléctrico como una de las medidas que se hacen más urgentes.

Nuevas oportunidades y aspectos regulatorios, en el centro del debate

La mayor parte de los ponentes y participantes coincidieron en destacar el excelente comportamiento que ha demostrado el sector energético en plena pandemia, saliendo aún más reforzado.

En la segunda mesa, formada por representantes de KPMG, Viesgo y la Asociación de Empresas de Energías Renovables (APPA), se destacó el fuerte interés que sigue habiendo en España por las energías renovables. A juicio de los ponentes, existen motivos para el optimismo, si bien es necesario un entorno de colaboración, rapidez y flexibilidad para poder dar respuesta a las exigencias de cada escenario. Además, según apuntaron los expertos, el sector saldrá reforzado de esta crisis.

La sostenibilidad y nuevas oportunidades del sector hacia un entorno más verde centró también gran parte del debate durante la jornada. Representantes de diferentes asociaciones y de empresas del sector como EY, AELEC y la Fundación Empresa & Clima deliberaron sobre la aceleración y el interés en los enfoques más sociales y medioambientales de las futuras estrategias empresariales. Todos coincidieron en destacar que tras la etapa COVID aparecerán un gran número de inversores internacionales interesados en nuevas oportunidades relacionadas con la rentabilidad de las renovables y en el papel fundamental que tendrá el sector eléctrico en la reconstrucción económica.

La jornada también contó con la visión de algunos representantes del ámbito político como Ciudadanos, ERC, PP, PSOE, Unidas Podemos y Vox. Para todos ellos, la pandemia ha supuesto una amenaza para la práctica totalidad de los ámbitos económicos, pero en el sector eléctrico se ha convertido en una oportunidad para reforzar procesos. El reto que afrontamos no solo es del sector energético, sino que implica a la sociedad en general para hacer frente al desafío en un plazo razonable.

Otro de los aspectos tratados fue la necesidad de asegurar la flexibilidad a nivel regulatorio para aumentar las licencias en relación con las renovables y tener presente que para afrontar un modelo de descarbonización conviene asegurar una neutralidad tecnológica.

Conclusiones

Para la clausura, Francisco Martín, Consejero de Innovación, Industria, Transporte y Comercio del Gobierno de Cantabria, destacó en la clausura del seminario que el gran reto de la industria para los próximos años está en la distribución energética. A su juicio, la red de distribución es quien hace posible un cambio en la movilidad para la que se necesita que sea lo suficientemente robusta.

«Democratizar la energía tiene que ver con una red de distribución solvente. Si queremos que los españoles tengamos la posibilidad de ser microgeneradores eléctricos y que la movilidad se electrifique necesitamos una red de distribución lo suficientemente inteligente», apostilló.

Gran éxito del concierto inaugural del FIS, patrocinado por Viesgo

Los presidentes de Cantabria y Asturias han presenciado el concierto inaugural del Festival Internacional de Santander desde la tribuna de autoridades del Palacio de Festivales, acompañados por el vicepresidente y consejero de Cultura, Pablo Zuloaga; la alcaldesa de Santander, Gema Igual; la directora del Festival, Valentina Granados; y Miguel Antoñanzas, presidente de Viesgo, empresa patrocinadora del evento.

Entre el repertorio de piezas interpretadas por la Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias (OSPA), han sonado clásicos como la ‘Séptima de Beethoven’, en su 250 aniversario, y las ‘Variaciones sobre un tema rococó’, de Tchaikosky.

Ha destacado, además, la presencia del violonchelista Pablo Ferrández, ganador del prestigioso Premio Tchaikosky, un músico español que ha conseguido hacerse un hueco en la escena internacional.

La de este año es una edición especial debido a las limitaciones que impone la pandemia de la COVID-19, que ha obligado a reducir el aforo del Palacio de Festivales y a adoptar los protocolos sanitarios y las normas de seguridad para garantizar en todo momento la salud de los músicos y de los asistentes.

Viesgo patrocina el concierto inaugural del FIS

  • El maestro cántabro Jaime Martín dirige a la Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias en el primer gran concierto de la 69 edición del Festival

El Festival Internacional de Santander celebra mañana, viernes, el concierto inaugural de su 69 edición, patrocinado por VIESGO. El maestro cántabro Jaime Martín dirigirá a la Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias (OSPA), que acompañará al destacado violonchelista Pablo Ferrández y a su Stradivarius de 324 años en la interpretación de una obra de Tchaikovski (‘Variaciones sobre un tema rococó para violonchelo y orquesta’) y la Sinfonía nº 7 en La Mayor’ de Beethoven.

El concierto inaugural permitirá al público disfrutar de dos figuras musicales españolas con proyección internacional. El maestro Jaime Martín asumió en otoño el puesto de director titular de la RTE National Symphony Orchestra de Irlanda y el de director musical de Los Angeles Chamber Orchestra. Ya era entonces director artístico y titular de la Orquesta Sinfónica de Gävle y director invitado de la London Symphony, la Orquesta Sinfónica de RTVE, las Sinfónicas de Sidney, Melbourne, Amberes, Colorado o la Orquesta Gulbenkian, entre otras. ,

Viesgo patrocina la primera gran cita sinfónica, continuando con su apuesta por apoyar la cultura y con su compromiso con el FIS..

Jaime Martín (Santander, 1965) comenzó su carrera musical como flautista y no tardó en convertirse en un destacado solista que llegó a ocupar el puesto de flautista principal en agrupaciones del nivel de la Royal Philharmonic Orchestra, la Chamber Orchestra of Europe, la English National Opera, la Academy of St Martin the Fields y la London Philharmonic, antes de empezar a dirigir. En 2013 decidió dedicarse a tiempo completo a la dirección y poco después asumió también el cargo de director artístico del Festival Internacional de Santander. El año pasado, tras asumir nuevas responsabilidades al frente de orquestas internacionales decidió reducir parte de sus funciones en el Festival para ejercer como asesor artístico.

Pablo Ferrández y el ‘Lord Aylesford’
Junto al maestro cántabro, el público del Festival podrá ver en directo a un joven músico español de gran proyección internacional, el violonchelista Pablo Ferrández (Madrid, 1991), que acumula ya premios como el XV International Tchaikovsky Competition, el V Paulo International Cello Competition, el International Classical Music Awards 2016 al Joven Artista del Año y el Princesa de Girona 2018.

Nacido en una familia de músicos, Pablo Ferrández ingresó con 13 años en la escuela Superior de Música Reina Sofía, donde estudió con Natalia Shakhovskaya. Continuó sus estudios en la Kronberg Academy, donde se formó junto a Frans Helmerson. Ferrández toca el StradivariusLord Aylesford’, un violonchelo fabricado en 1696 y valorado en más de siete millones de euros¿??? que le ha sido cedido por la Nippon Music Foundation.

La Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias
Heredera de la antigua Orquesta Sinfónica Provincial, cuyos orígenes se remontan a 1939 y de la posterior Orquesta Sinfónica de Asturias, la OSPA está compuesta por sesenta y nueve profesores de varios países de la Unión Europea, Rusia, Estados Unidos y Latinoamérica. Su actividad principal se articula en torno a las temporadas de conciertos que ofrece cada año en Oviedo y Gijón. Por ellas han pasado algunos de los solistas y directores más relevantes del panorama internacional, además de sus directores titulares, Jesse Levine, Maximiano Valdés y Rossen Milanov.

La OSPA es protagonista del concierto previo a la entrega de los Premios Princesa de Asturias y del tradicional Concierto de Navidad. Además desarrolla una intensa labor pedagógica y social que va ampliando horizontes año a año y que está recibiendo una gran acogida en todos los lugares en los que se presenta. Entre sus actividades más destacadas cabe señalar su colaboración con el Carnegie Hall en el programa LinkUp, que convierte a la Orquesta en la primera institución europea y de habla hispana en implementar dicho programa educativo.

Beethoven y Tchaikovski
La música de Beethoven sonará a menudo en esta 69 edición del Festival de Santander como homenaje al compositor en el 250 aniversario de su nacimiento. La primera vez que sonará su música será en el concierto inaugural, donde el público del Festival podrá escuchar la ‘Séptima Sinfonía en La Mayor’, escrita en 1811 y estrenada con gran éxito en Viena en 1813. La obra está compuesta por cuatro movimientos (poco sostenuto-vivace; allegretto; presto y allegro con brio) y su interpretación dura unos 34 minutos. Se constituye en símbolo de continuidad en esta edición tan especial, ya que fue la última partitura que sonó en la pasada edición del Festival.

Antes sonará una obra de Tchaikovski que permitirá comprobar la maestría del chelista Pablo Ferrández, ya que se trata de ‘Variaciones sobre un tema rococó para violonchelo y orquesta’, escrita en 1876. La obra, de corte clásico, fue dedicada a Wilhelm Fitzenhagen, profesor del Conservatorio de Moscú, quien la estrenó en esa misma ciudad el 30 de noviembre de 1877.

Medidas de seguridad
Para garantizar la seguridad del público, los artistas y el personal, el Festival Internacional de Santander ha tomado medidas que se aplicarán en todas las actuaciones. El aforo de todos los conciertos se reducirá a la mitad, se abrirán las puertas una hora antes del comienzo para facilitar el acceso escalonado del público y se señalizarán las butacas no disponibles para garantizar la distancia interpersonal entre los espectadores. El uso de mascarilla será obligatorio en todo momento.

Para el desalojo de la sala tras los conciertos, el público deberá esperar a las indicaciones del personal de acomodación, que se encargará de organizar la salida ordenada de todos los espectadores.

Viesgo renueva su compromiso con el Ateneo de Santander patrocinando sus actividades culturales

  • Con la firma del convenio de colaboración, Viesgo reafirma su compromiso con la promoción de la cultura

La compañía eléctrica Viesgo ha renovado durante un año más su patrocinio de la actividad del Ateneo de Santander y su biblioteca, según el convenio que han suscrito ambas entidades.

Mediante este acuerdo, el Ateneo santanderino, con el apoyo de Viesgo, destinará sus esfuerzos a potenciar sus actividades socio-culturales y ciclos de conferencias, abiertos al público en general, así como a adquirir nuevos fondos para su biblioteca.

Según señaló Miguel Antoñanzas, este convenio tiene como objetivo el apoyo a la importante labor que lleva a cabo el Ateneo de Santander, además de reafirmar el compromiso de Viesgo de fomentar las actividades culturales en Cantabria.

Por su parte, Castañeda agradeció a Viesgo su esfuerzo y recordó la importancia que tiene para la región que las empresas se impliquen y colaboren con instituciones como el Ateneo, especialmente en estos momentos de cambio y reactivación económica, para promover actividades socio-culturales y conferencias de divulgación científica abiertas a los ciudadanos.

Viesgo, que colabora con el Ateneo de Santander desde 2002, consolidó su apoyo a la institución en 2014, con motivo la conmemoración del centenario que la institución cultural celebró en dicho año. Desde entonces, Viesgo aparece como miembro de pleno derecho en el cuadro de honor del Ateneo, junto a otras instituciones y entidades cántabras que sustentan la actividad cultural de dicha institución.

Dentro de su compromiso con Cantabria, Viesgo también colabora con otras entidades culturales y educativas de la región, como la Fundación Albéniz, el Centro Botín, el Festival Internacional de Santander, la Universidad Internacional Menéndez Pelayo o la Asociación Plaza Porticada.

Macquaire cierra un acuerdo energético en la Península Ibérica con EDP y EDP Renováveis

  • EDP adquirirá una participación del 75,1% en Viesgo a fondos gestionados por Macquarie. El fondo Macquarie Super Core Infrastructure mantendrá el 24,9% restante.

  • EDP aporta a Viesgo la red de distribución de electricidad E-Redes.

  • Viesgo venderá sus activos de generación de electricidad restantes, que representan aproximadamente 500 MW de energía renovable y 913 MW de energía por combustión de carbón, que se desmantelará próximamente.

Macquarie ha formalizado un acuerdo con EDP por el que Viesgo aumentará de forma significativa la envergadura de la red de activos de distribución de electricidad bajo su control. En el marco del acuerdo, EDP adquirirá una participación del 75,1% en Viesgo a fondos gestionados por Macquarie. Viesgo también venderá sus activos de generación de electricidad restantes a EDP y EDP Renováveis.

Viesgo constituye un actor clave del mercado de electricidad de la península ibérica: posee y opera 31.411 kilómetros de redes de distribución de electricidad reguladas en el norte de España, una capacidad de generación de energía renovable de aproximadamente 500 MW en España y Portugal y una capacidad de generación de energía por combustión de carbón de 913 MW —que se desmantelará próximamente— en España.

EDP adquirirá una participación del 75,1% en Viesgo, incluida la participación actualmente en manos de Macquarie European Infrastructure Fund 4. El fondo Macquarie Super Core Infrastructure mantendrá el 24,9% restante. EDP también aportará E-Redes, su red de distribución de electricidad de 20.766 kilómetros, a Viesgo.

Este último venderá su cartera de energía renovable a EDP Renováveis y sus activos de carbón térmico a EDP. Tras esta operación, Viesgo se centrará exclusivamente en la explotación y el desarrollo de las redes de Viesgo Distribución y Begasa y la nueva red E-Redes, que representan una longitud de red total de 52.177 kilómetros.

Juan Caño, responsable de Macquarie Infrastructure and Real Assets para la península ibérica y miembro del Consejo de Administración de Viesgo, comentó: «Resulta fundamental que sigamos invirtiendo en las infraestructuras de redes de distribución de electricidad en España con el fin de garantizar que los hogares y la industria sigan teniendo acceso a una fuente de electricidad fiable y segura. En Viesgo, al centrarnos en nuestras actividades de distribución regulada de electricidad a través de esta alianza a largo plazo con EDP, podemos garantizar que este servicio público de vital importancia permanecerá en el epicentro de los esfuerzos de España para materializar la transición hacia a una nueva combinación energética».

Miguel Stilwell d’Andrade, consejero delegado interino de EDP, afirmó: «Esta operación clave refuerza nuestro posicionamiento al frente de la transición energética y marca el inicio de una alianza a largo plazo con Macquarie en las redes de distribución de electricidad en España, uno de los principales mercados de EDP».

Miguel Antoñanzas, Presidente de Viesgo, dijo: «Esta alianza dará pie a un proyecto conjunto a la vanguardia del sector energético en términos de competitividad e innovación, y con un enorme potencial de crecimiento.  Quiero agradecer al equipo de Viesgo su dedicación y compromiso en la ejecución de una estrategia pionera, orientada a la descarbonización temprana del sistema energético y a Macquarie por su apoyo desde 2015 que ha convertido a Viesgo en una de las compañías más dinámicas e innovadoras del sector».

Los fondos gestionados por Macquarie llevan invirtiendo en Viesgo desde 2015. Durante este periodo, Viesgo ha reorientado progresivamente sus actividades hacia su red regulada de distribución de electricidad.

El cierre de la operación está sujeta a las condiciones reglamentarias habituales.

Viesgo comenzará la reforma de la subestación de Santa Cruz de Mieres tras haber obtenido todos los permisos

  • La inversión de la compañía en este proyecto asciende a más de 14 millones de euros
  • La reforma de la subestación garantiza una instalación más moderna, segura y con un menor impacto visual y acústico

El Ayuntamiento de Mieres ha emitido la licencia para que Viesgo pueda llevar a cabo la reforma de la subestación eléctrica de Ujo, en Santa Cruz de Mieres. Se trata de la última autorización para el proyecto, por lo que ya es posible comenzar las obras de construcción, que tendrán una duración estimada de dos años y medio y se iniciarán de manera inmediata.

El proyecto de Viesgo para realizar la reforma integral de la subestación de Santa Cruz de Mieres, instalación fundamental en la zona central de Asturias, cuenta con una inversión total de más de 14 millones de euros, que están incluidos en el plan de inversión plurianual de Viesgo aprobado por el Gobierno regional. Dicho plan contempla una inversión bruta de más de 53 millones de euros en el Principado de Asturias en los próximos tres años, dirigido principalmente a la mejora de la calidad y la seguridad del suministro y clave para la reactivación de la actividad económica de la comunidad autónoma, con quien Viesgo muestra su firme compromiso.

La subestación de Santa Cruz es un proyecto clave para el suministro de energía eléctrica a los municipios de Aller, Mieres y Lena. Viesgo, en su compromiso con la preservación del medio ambiente y apostando por la innovación y la modernización de sus redes de distribución, planteó una reforma integral de esta instalación para reducir considerablemente su impacto ambiental y acústico. El municipio también se verá beneficiado con la rehabilitación de los espacios colindantes y su acondicionamiento.

En la actualidad, la subestación de Santa Cruz consta de 3 niveles de tensión: 132 kV, ubicado en intemperie, y de 30 y 12 kV, que se encuentran en las instalaciones del antiguo edificio de la Central Térmica de Santa Cruz, que comenzó a producir energía a partir del carbón de los yacimientos de la zona en el año 1913 y que en los años 80 quedó fuera de servicio.

Una vez reformada la subestación, Viesgo acometerá la rehabilitación de los restos de la edificación original de la Central Térmica de Santa Cruz, que aún posee un conjunto turboalternador que data de 1915 y que constituye una pieza de patrimonio histórico-industrial con interés técnico y cultural. Esta actuación se enmarca en la política de responsabilidad de Viesgo por preservar el patrimonio industrial, parte de la historia de la compañía y de la tradición industrial de la comarca.

Una vez reformada la subestación, Viesgo acometerá la rehabilitación de los restos de la edificación original de la Central Térmica de Santa Cruz, que aún posee un conjunto turboalternador que data de 1915 y que constituye una pieza de patrimonio histórico-industrial con interés técnico y cultural. Esta actuación se enmarca en la política de responsabilidad de Viesgo por preservar el patrimonio industrial, parte de la historia de la compañía y de la tradición industrial de la comarca.

Viesgo recibe el premio Dircom Ramón del Corral de Responsabilidad Social Interna por su campaña de hábitos saludables en el trabajo “Actívate”

  • La tercera edición de los premios reconoce la excelencia y las buenas
    prácticas de las relaciones públicas y de la comunicación organizacional en todas sus vertientes.

Viesgo ha sido galardonada en los Premios Dircom Ramón del Corral, dentro de la categoría de Campaña de Responsabilidad social interna, por su proyecto de ‘Actívate’, que persigue fomentar la concienciación por la seguridad, la salud y el medioambiente entre todos los trabajadores del grupo.

En su tercera edición, celebrada ayer de forma telemática a través de una ceremonia virtual retransmitida por el canal de Youtube de la Asociación de Directivos de Comunicación Dircom, el jurado reconoció las mejores prácticas empresariales y profesionales en el ámbito de la comunicación corporativa en España. Este año han batido récords en cuanto a número de inscripciones recibidas: más de 200 procedentes de compañías de todos los sectores.

El ‘Plan Actívate con Viesgo’ nace con el objetivo de promover buenos hábitos entre los empleados y desarrollar acciones que conciencien sobre la importancia de cuidar la salud, el bienestar, la seguridad personal y el medioambiente en el ámbito laboral. En esta línea, la compañía puso en marcha durante todo el año 2019 diferentes campañas de concienciación y compromiso a largo plazo divididas en cuatro grandes bloques temáticos: Programa de edad biológica, mes de la salud y la seguridad, “Haz de cuidar el mundo una rutina”, dirigido al compromiso con el medioambiente, y “Conduce por el lado de la vida”, sobre la seguridad vial.

Para Miguel Antoñanzas, presidente de Viesgo, “este gran proyecto ha sido resultado de la colaboración de todos los departamentos que forman parte de Viesgo y, por lo tanto, conseguir este prestigioso premio ha supuesto un éxito compartido por todos y que nos motiva para seguir trabajando. Nuestro objetivo en la compañía es promover los buenos hábitos para que los empleados se cuiden y se sientan mejor, tanto en su vida personal como profesional”.

Entre las muchas iniciativas puestas en marcha entre los meses de mayo y julio del año pasado destaca la ‘Semana de la Alimentación’, en la que se repartieron 80 kilos de fruta de cultivo ecológico entre los trabajadores de la eléctrica. Una acción que se realizó en colaboración con Fundación XXIII Roncalli, asociación que trabaja para la integración sociolaboral de personas con discapacidad intelectual. Y es que el compromiso social de Viesgo con asociaciones que ayudan a personas en riesgo de exclusión está siempre presente en todos sus proyectos.

Al ser vencedor de una categoría de los premios Dircom, Viesgo concurrirá también a la fase global de los Premios Fundacom, que distinguen la excelencia y las buenas prácticas de las relaciones públicas y de la comunicación organizacional en todas sus vertientes, premiando los mejores proyectos de comunicación producidos y difundidos en español y portugués en todo el mundo.

Viesgo presenta su plan trianual de inversión en Cantabria, que supera los 100 millones de euros

  • El Gobierno de Cantabria ha aprobado el plan trianual de inversiones de Viesgo en la región
  • El plan va encaminado a la mejora de la calidad y seguridad de suministro eléctrico

La Comunidad Autónoma de Cantabria, a través de la Consejería de Innovación, Industria, Transporte y Comercio, ha publicado en el BOC Nº 83, del 4 de mayo de 2020, su aprobación del plan trienal de inversiones, presentado por el negocio de distribución eléctrica de Viesgo, dotado con 103,1 millones de euros para el horizonte 2021-2023.

Distribuida por años, la inversión prevista es de 32,3 millones en 2021, 34,7 en 2022 y 36,1 en el año 2023.

El plan de inversiones totales de Viesgo durante los citados tres años en su zona de distribución, que comprende parte de Asturias, Lugo y el norte de Palencia y Burgos, asciende a 228,8 millones de euros. Una vez obtenida la aprobación de los planes de inversión por parte de todas las Comunidades Autónomas en las que está presente Viesgo, estos datos se han presentado ya al Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico y a la CNMC para su aprobación final.

El plan de inversiones aprobadas por el Gobierno de Cantabria, por valor de más de 100 millones de euros desde 2021 hasta 2023, se desglosa en las siguientes actuaciones:

Inversiones en redes de distribución por un valor de 72,4 millones de euros. Aquí se incluyen como actuaciones más relevantes las siguientes:

  • Una nueva transformación 220/55 kV en la subestación de Cacicedo
  • La construcción de una nueva línea eléctrica en 30 kV entre La Hermida y Ojedo, destinada a mejorar el suministro de la zona de Liébana
  • La modernización de las subestaciones de la Hermida y de Urdón.

En el ámbito de la gestión de la red de distribución:

  • Está previsto invertir 21,4 millones de euros en la automatización de la red de media tensión y en equipos de control y telesupervisión avanzada.
  • Adicionalmente, se invertirán 7,1 millones de euros en sistemas informáticos de última generación.

El presidente de Viesgo, Miguel Antoñanzas, ha señalado que “estas inversiones forman parte del plan de la compañía para ser más resiliente y, a través del incremento de la digitalización de la actividad y de sus redes inteligentes, lograr ser más eficientes garantizando la calidad de suministro a sus clientes”.

Este Plan ha sido prioritario desde hace años y, gracias a la planificación a medio plazo, la eléctrica ha demostrado estar preparada para hacer frente a la actual situación de pandemia, garantizando el suministro y dando su servicio esencial sin que ningún proceso se haya visto afectado, aunque se haya priorizado el teletrabajo y algunas actividades se estén realizando de forma no presencial, como aconsejan las autoridades.

Según ha indicado Miguel Antoñanzas, “durante los próximos años, el plan de inversiones de Viesgo, encaminado principalmente a la mejora de la calidad y la seguridad del suministro, será clave en la reactivación de la actividad económica de Cantabria, donde Viesgo cuenta con su sede social y demuestra su compromiso”.

Viesgo celebra el Día de la Seguridad y Salud en el Trabajo con un “minuto de silencio virtual” de recuerdo a las víctimas de accidentes y homenaje a los profesionales sanitarios

  • El presidente de la compañía se ha dirigido a los trabajadores, destacando que, desde 2010, los índices de siniestralidad de Viesgo se han reducido en un 67
  • Durante el último ejercicio, Viesgo ha impartido más de 6.000 horas de formación en riesgos laborales a sus trabajadores, convencido de su importancia para la prevención

Viesgo ha celebrado un año más el Día Mundial de la Seguridad y Salud en el trabajo, una jornada promovida por la Organización Internacional de Trabajadores (OIT) que cobra especial relevancia debido a las actuales circunstancias, consecuencia de la pandemia del COVID-19.

Ante la imposibilidad de realizar de forma presencial la tradicional concentración de empleados que la empresa promueve todos los años en esta fecha, la eléctrica se ha organizado para rendir tributo a los profesionales sanitarios, así como a las víctimas de accidentes de trabajo de todo el mundo y sus familias, a través de un minuto de silencio virtual, que tuvo lugar a las 12.00 horas y en el que han podido participar los trabajadores de la compañía. El objetivo es concienciar a las personas que forman parte de Viesgo sobre la importancia de la prevención de los accidentes laborales y de los hábitos de vida saludable, algo que redunda positivamente en lo personal y lo profesional.

Según Miguel Antoñanzas, presidente de Viesgo, “esta pandemia va a cambiar nuestra forma de desplazarnos, de trabajar, de relacionarnos… pero va a reforzar, aún más si cabe, la cultura de prevención que tenemos en Viesgo. Nuestro objetivo sigue siendo alcanzar el ‘Cero Accidentes’ y vamos por el buen camino”.

A continuación, Miguel Antoñanzas señaló que “desde 2010 hemos reducido nuestros índices de siniestralidad en un 67%, un dato que nos invita a ser optimistas, pero nunca a caer en la autocomplacencia, sino a seguir trabajando en la mejora continua”.

Tras la celebración del encuentro virtual, el presidente de la compañía, los directores y los responsables de salud y seguridad han mantenido una reunión con representantes de sus principales empresas contratistas para conocer sus planes en materia seguridad y la aplicación de las políticas de protección de riesgos laborales.

En línea con el compromiso de Viesgo con la seguridad y salud de sus trabajadores y colaboradores, la compañía dispone de un sistema de monitorización y formación que le permite implementar planes de mejora continua en sus diferentes negocios. En este sentido, la tendencia de los distintos índices de siniestrabilidad viene mostrándose a la baja durante los pasados ejercicios. En los últimos cuatro años, el índice de gravedad se ha reducido hasta un 77%, mientras que la tasa de tiempo perdido por frecuencia de incidentes, conocido bajo las siglas LTFI, ha descendido un 67% desde 2010.

Adicionalmente, la compañía ha realizado en su último año un total de 470 reconocimientos médicos y 7.129 inspecciones de los trabajos realizados y ha impartido más de 6.000 horas de formación en materia de seguridad y salud a sus trabajadores, algo que para la empresa resulta primordial en la prevención de accidentes. También ha cobrado importancia el Plan de Seguridad Vial, que Viesgo puso en marcha hace un par de años y en el que, gracias a sus medidas, se ha logrado reducir ya en un 46% los accidentes que se producen en el desplazamiento de los trabajadores al trabajo o durante su jornada laboral.

En relación con las medidas adicionales puestas en marcha para combatir la pandemia, Viesgo, como compañía que presta un servicio esencial para la sociedad, garantizando el suministro eléctrico, ha implementado más de 200 iniciativas, entre las que se encuentra la adaptación de los procedimientos de actuación, el aumento de las medidas de higiene y seguridad en los centros de trabajo, el fomento del teletrabajo total y parcial, la entrega de EPIS adicionales y la difusión de campañas de información y formación sobre el COVID-19.

Según señaló el presidente de Viesgo a sus empleados en sus palabras del día de la seguridad, “trabajando unidos y con la seguridad y la salud de todos como principio irrenunciable, superaremos esta crisis y continuaremos prestando un servicio esencial al bienestar de la sociedad a través de nuestras infraestructuras eléctricas sostenibles”.